Festival Emergente, el comienzo de algo grande

El pasado sábado tuvo lugar la primera edición del Festival Emergente en Pola de Siero, y en La Delgada Línea Rosa no nos lo perdimos.

Bajo una lluvia leve pero incesante, el festival comenzó con un clásico asturiano: Dj Picaro, que con temazos de estilos diversos continuó amenizando toda la noche las transciones entre conciertos. Los gijoneses Destino 48 inauguraron el escenario, seguidos por sus paisanos Noise N Confusion presentando temas de su disco Fika. Mientras tanto la asistencia fue aumentando y la lluvia dio tregua. A continuación llegó el turno de Nap The Band, otra banda asturiana con un rock enérgico, que a pesar de su buen nivel no logró conectar con la mayoría del público hasta que versionaron My Sharona casi al final de su directo.

No hubo problemas para encontrar sitio en primera fila hasta que le llegó el turno a Xoel López, que tan sólo acompañado de un batería y un bajo presentó casi íntegramente su último disco Atlántico y algunos temazos de Deluxe. A pesar de ser tres componentes, sonaron estupendamente en un formato rockero. Xoel envolvió a todos con su simpatía en el escenario y pidiendo coros a un público bastante tímido.

Xoel López

Xoel López

Tras el concierto de Xoel, el momento más álgido del festi, el cartel marcaba una diferencia enorme con el gallego. Saltamos a Grushenka. El constraste musical fue enorme y la afluencia disminuyó. Los chicos Barcelona se marcaron un directo bastante correcto, y sonaron muy bien. Fueron la sorpresa de la noche, con ese tono a Triángulo de Amor Bizarro. Pero faltó algo, tal vez un poco más de animación general o mayor empatía mutua con la gente. La banda dejó el escenario con la misma frialdad con la que respondió el público.

DSC00142

Grushenka

Y tras Grushenka dimos otro gran giro al pop optimista de Tachenko. Con un sonido más que aceptable, los maños hicieron un buen repaso a su discografía y también presentaron temas del nuevo disco “El amor y las Mayorías”.  Echamos de menos algunos de sus temas más clásicos, pero la verdad es que hicieron bailar a todo el mundo y animaron a tomar un chupito colectivo. Una de las sorpresas de su directo fue ver la incorporación al bajo de Isra, guitarrista de Reina Republica y exHalf Foot Outside. Hace tiempo les hice una entrevista para Mondosonoro que podéis leer aquí.

DSC00151

Tachenko

Como remate final de la noche, The Zares dieron caña electrónica con una base de batería. Los de Gijón tuvieron un directo potente pero no consiguieron hacer saltar al público que más resistió la noche.

La organización fue estupenda. Aunque hubo un desajuste de horarios bastante evidente se lo perdonamos porque las bebidas estaban a buen precio y la decoración encantadora hacían del recinto un lugar entrañable. La zona de las barras estaba decorada con gracia y muchos detalles rosas  (todo hay que decirlo).

Llamar “festival” a este evento es casi un eufemismo porque el entorno era verdaderamente familiar.  Ojalá que sea el primero de muchos más, y que podamos convertir el Festival Emergente en algo más grande si cabe. Gracias a los que lo han hecho posible.

@saramarquesa

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s