Breve historia de los títulos de crédito

Los títulos de crédito nos dan la primera impresión de las películas. En muchas ocasiones no les presentamos la suficiente atención porque nos estamos acomodando en el sofá, o en el cine con las palomitas. Pero si nos fijamos, podemos ver que unos créditos bien hechos pueden llegar a ser una obra de arte por su diseño, una introducción de la película o un cortometraje en sí mismo. Así nos lo presenta Art of the Tittle.

Un poco de historia

Pablo Ferro, fue un diseñador gráfico de origen cubano que marcó un antes y un después en la historia de los títulos de crédito con la película “Teléfono Rojo. Volamos hacia Moscú” (1964). También Ferro se diferenció del resto con diseños como el de “Que vienen los rusos” o “El caso de Thomas Crown”, en el que por primera vez utiliza la multipantalla (poniéndola de moda). Ademas, Ferro también fue director de cine. En “Cowboy de media noche”, creó los titulos y dirigió la segunda mitad de la película. Pero con el boom de la televisión en los años 70 se vio muy afectado a nivel profesional.

Maurice Vinder es uno de los más conocidos. Introdujo el arte pop en esta materia y trabajó para las pelis de “James Bond”, “Dr.No” o “Charada” (1963) de Audrey Hepburn y Cary Grant, cuyos créditos han sido copiados hasta la saciedad.

¿Y qué pasa con el cine español? Para empezar, nunca se le ha dado gran importancia al envoltorio de la película porque en nuestro cine no predomina esa “cultura de la imagen” de otros países, y se invierte lo mínimo en este aspecto. Podemos citar algunos nombres como Juan Gatti, diseñador de Almodóvar, con un estilo “muy movida madrileña (interprétenlo ustedes como quieran). En cine también trabajó para John Malkovich, Fernando Trueba y Alex de la Iglesia, además en moda estuvo ligado a nombres como Lagerfeld, Sybilla, Loewe, Chloé, Jesús del Pozo o Benarroch. Otro de los diseñadores españoles de títulos más prolíficos ha sido Pablo Núñez, de películas como “Los santos inocentes” o “El Espíritu de la Colmena“, por citar algunos.

Ni siquiera los carteles (en general) del cine patrio invitan a pagar una entrada de cine. Esperemos que -con tantos buenos diseñadores que hay en España-,  esta situación termine pronto y que los productores inviertan un poquito más en este aspecto convencidos de la importancia del “envoltorio”.

Si os parece exagerado, decidme quién no recuerda esos míticos openings de películas como  Se7en (David Fincher, 1995) de Kyle Cooper. O Stars Wars (George Lucas, 1977), Superman (Richard Donner, 1978) o La Pantera Rosa (Blake Edwards, 1963).

En la actualidad, los directores que más apuestan por los títulos de crédito son los Hermanos Cohen, Tarantino y Tim Burton.

Otros nombres memorables de diseñadores de títulos destacados son Saul BassWoody Allen,  Robert Brownjohn (1925 – 1970)Daniel KleinmanDan PerriJean FouchetStephen Frankfurt (1933 – ) o Wayne Fitzgerald con más de 230 títulos diseñados para cine y televisión (“Bonnie and Clyde” o “El Padrino”).

Una selección

Aparte de los que aparecen en el video de Art of the Tittle, los que menciono a continuación también resultan interesantes.

Matar a un Ruiseñor. Uno de mis títulos de crédito favoritos, en la que Saul Bass  introduce la película desde la mente de un niño con un genialidad impresionante. Por motivos de Copyright sólo se pueden ver en este enlace:  Opening-credits

This is England. Los créditos ejercen como documental y contextualizan la situación social del momento histórico en el transcurre la película. Sublime.

Trainspotting. También hay despachos de diseño que han hecho incursión en las secuencias de cine. Es el caso del estudio Tomato Films, responsable de la secuencia de créditos de “Transpotting” y de Fuel, cuyos diseñadores crearon los títulos de “Lost in Traslation”. Tomato y Fuel son la vanguardia en el diseño gráfico actual.

Juno. Sin duda uno de los favoritos e innovadores. Introduciendo la estética del cómic y con un música muy acertada, nos está presentando el guión de una forma muy sutil y agradable a los ojos del espectador.

Bunraku. Viendo el tráiler, los créditos parecen mejores que el contenido de la película. Aunque eso es fácil, porque son simplemente brutales.


Pincha en la imagen para ver el gift de las iluminaciones.

¿Qué os parecen los créditos? ¿Les dáis importancia? ¿Os han llamado la atención otros?

Sígueme wn Twitter @saramarquesa

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s